¿Quién sos vos para decir que avatar tengo que usar yo?

avatar miente

El título es un poco provocativo, es cierto, pero tiene que ver con comentarios que he leído en todos estos años en las redes sociales o en algunas charlas. ¿Por qué la gente opina o se preocupa tanto por los avatares ajenos? Que si usa un avatar en donde sale más joven, más flaco o más lindo, que su fotografía no tiene nada que ver con la apariencia de la persona que conoció en un evento, y miles de argumentos más, descargando su veneno y su poco criterio.

-Fulanito no es como en su foto- es lo primero que suelen decir, luego de conocer a la otra persona. Y sinceramente no creo que vos tampoco lo seas. ¿Y cuál es el problema? ¿Acaso esa persona que te caía tan bien luego de chatear muchas veces, pasa a convertirse en mala por no ser tan atractiva como en su fotografía? Si queres usar una foto de cuando tenías 18 años, ¿a quién le importa o a quién perjudica? ¿Eso te hace peor persona, aumenta tu nivel de maldad? La respuesta es no, una y mil veces, no. La personalidad de tu amigo de las redes sociales no cambia por una foto bien tomada o por una foto en donde luzca más joven, menos pelado o con mayor producción.

Una foto no determina a una persona, y si sos tan hueco para preocuparte porque el aspecto de tu amigo virtual no condice con el de su fotografía de Twitter o de Facebook, no te mereces tener amigos. Las personas no deberían preocuparse por las apariencias y si por la esencia de la gente. Quizás te pierdas muchas oportunidades de conocer buenos amigos por prejuzgar indebidamente. Si estás de acuerdo conmigo, me gustaría que me lo hagas saber. ¡Muchas gracias!

Deja un comentario